Rutina de Mantenimiento del Automóvil: Guía Completa para Propietarios de Vehículos

¡ATENCIÓN!

¿Se ocupa de una tarea para su licencia de conducir o vehículo? Debe estar preparado para satisfacer cualquier requisito de seguro de auto. Haga clic a continuación para obtener una cotización gratis.

Ingrese su código postal para comenzar.

Las afinaciones de automóviles son una parte importante de ser propietario de un vehículo. 

El cuidado de su automóvil maximizará su vida útil y garantizará que tenga un viaje seguro y confiable. 

Si bien el mantenimiento puede parecer costoso, evitará que tenga que realizar reparaciones mucho más costosas en el futuro. 

Además de esto, el cuidado de su vehículo mejorará su valor de reventa. 

No tienes que ser un experto en autos para mantener tu auto en la mejor forma. 

Utilice esta guía para aprender a proteger su inversión. 

Programa de Mantenimiento del Automóvil y Lista de Verificación de Servicio

Para garantizar el máximo rendimiento de su vehículo, siga las listas de verificación y el programa de mantenimiento de servicio a continuación. 

Si bien puede hacer bricolaje con algunos de estos artículos, otros deben ser manejados por un mecánico profesional.

Los precios del mantenimiento variarán mucho dependiendo de la parte que necesite ser reparada. 

El cronograma necesario y el tipo de mantenimiento que necesitará también dependen del vehículo específico que tenga y cuánto maneje

También puede encontrar un programa de servicio recomendado con el mantenimiento específico necesario del fabricante en el manual del propietario de su vehículo. Por lo general, puede encontrar esto en su guantera. 

Problemas con el Automóvil al Servicio de Inmediato 

En cada uno de estos casos, debe hacer que su automóvil sea reparado de inmediato, en lugar de esperar el período de tiempo de revisión recomendado. 

Continuar conduciendo si experimenta alguno de estos síntomas podría ocasionar más problemas y reparaciones más costosas. Sin mencionar que podrías ponerte a ti mismo y a otros en riesgo. 

Estos son algunos problemas del automóvil que debe solucionar de inmediato:

  • La de «revisar el motor» está encendida.
  • Su luz de «servicio del motor pronto» está encendida.
  • La de «presión de los neumáticos» está encendida.
  • Tiene algún tipo de problema con los frenos.
  • Su aceleración no está funcionando como solía hacerlo.
  • Su coche está temblando o vibrando.
  • Su automóvil se está estancando o tiene dificultad para arrancar.
  • Su millaje de gasolina ha disminuido notablemente.
  • Su coche es más difícil de cambiar.
  • Sus luces delanteras o traseras se apagan

Tú conoces mejor tu coche. Si algo parece fuera de lo común, confíe en que es hora de visitar a un mecánico.

Mantenimiento Mensual 

Debe revisar las siguientes partes de su automóvil todos los meses.

  • Revise el líquido del limpiaparabrisas. 
  • Asegúrese de que todas las luces estén funcionando
  • Revisa llantas
  • Revise el aceite y el refrigerante. 

1. Revise los Limpiaparabrisas y el Líquido

Mantener los limpiaparabrisas en buen estado es importante para la seguridad y la visibilidad. 

Primero, asegúrese de que las escobillas de su limpiaparabrisas estén en buenas condiciones.

Estos deben reemplazarse de forma rutinaria o inmediatamente cuando estén dañados o ya no despejen el parabrisas. 

Es una buena idea reemplazarlos durante el invierno para garantizar la visibilidad en el hielo y la nieve. 

Verifique el depósito de líquido del limpiaparabrisas para asegurarse de que esté adecuadamente lleno. 

Esto evitará que conduzca con la vista obstruida, lo cual es muy peligroso. 

Use su manual del propietario para localizar esto si es necesario. 

2. Asegúrese de que Todas las Luces Funcionen 

Los faros, las luces traseras, las luces de circulación diurna y las señales de giro son otra parte importante de su automóvil que debe revisar con frecuencia.

Si bien esto puede ser fácil de pasar por alto, es importante para su seguridad que todas las luces de su automóvil funcionen correctamente. 

Estacione en una superficie plana y camine alrededor para asegurarse de que sus faros, señales de giro y luces traseras funcionen. 

Pida a alguien que se pare detrás de su automóvil mientras presiona los frenos para asegurarse de que las luces de freno también funcionen. 

Si sus luces no funcionan correctamente, corre el riesgo de:

  • No poder ver cuando conduce de noche. 
  • Otros conductores no pueden verlo. 
  • Confundir a otros conductores cuando sus señales de giro no funcionan.
  • Recibir multas de tráfico por tener las luces apagadas. 

3. Revise los Neumáticos 

Mantener la presión adecuada de los neumáticos es otro elemento de servicio importante que se debe mantener al tanto. Neumáticos correctamente inflados:

  • prolonga la vida útil de tus neumáticos.
  • Proporcionarle una mejor tracción y control.
  • Darle un mejor kilometraje de gas. 

Compruebe la presión de sus neumáticos con un manómetro. 

Su manual del propietario le dará información específica sobre cuánta presión necesitan sus llantas. 

También debe inspeccionar visualmente la profundidad de la banda de rodadura para asegurarse de que no haya bajado demasiado. 

Si no está seguro de cómo debería verse esto, consulte a un mecánico. 

4. Revise el Aceite y el Refrigerante

Mantener los niveles adecuados de aceite y refrigerante es otra cosa importante a mantener. 

Una vez que su motor esté frío, abra el capó de su automóvil y verifique los niveles de aceite y refrigerante. 

Use su manual del propietario para ubicar ambos si no está seguro. 

Si alguno de ellos es bajo, puede ocasionar problemas.

Obtenga más información sobre cómo revisar su aceite y cómo completar su refrigerante

Cada 3 Meses

Aproximadamente cada 3 meses, es posible que deba:

  • Revisar el aceite y los filtros. 
  • Compruebe el líquido de la dirección asistida. 
  • Compruebe la batería y los cables de la batería. 
  • Revise las correas y las mangueras

1. Revise el Aceite y los Filtros 

El aceite de motor limpio es vital para la salud de su automóvil. 

Dependiendo de su vehículo y de la frecuencia con la que conduzca, deberá cambiar el aceite y el filtro de aceite con regularidad. 

Consulte el manual del propietario para conocer el intervalo adecuado para su vehículo.

La mayoría de los automóviles necesitarán un cambio de aceite cada 3 a 6 meses. 

2. Verifique el Fluido de la Dirección Asistida

Cuando su motor esté caliente, verifique el nivel del líquido de la dirección asistida. 

Agregue más si es necesario. 

3. Verifique la Batería y los Cables de la Batería 

Revise su batería de forma rutinaria o antes de emprender un viaje largo por carretera para asegurarse de que funcionará cuando lo necesite. 

Los cables de la batería deben estar ajustados y libres de corrosión. 

Por lo general, todo lo que necesita es una inspección visual rápida de los terminales y las conexiones. 

4. Revise las Correas y las Mangueras 

Las correas y las mangueras también deben inspeccionarse visualmente en busca de conexiones sueltas o grietas.

Reemplazarlos antes de que fallen puede ahorrarle muchos problemas y evitar que necesite una grúa. 

Cada 6 Meses

Cada 6 meses, o al menos dos veces al año, puede ser una buena idea:

  • Encerar su automóvil. 
  • Comprueba el rendimiento de tu batería. 
  • Rote sus llantas. 
  • Compruebe la lubricación del chasis.

1. Encera tu Auto 

Un autolavado de autos mantendrá tu auto limpio, pero una buena capa de cera puede protegerlo aún más. 

Además de mantener tu auto brillante, la cera mantendrá la pintura fuerte, lo que reducirá el riesgo de oxidación. 

Es un paso importante para proteger la carrocería de su automóvil.

2. Verifique el Rendimiento de su Batería

Pruebe de forma proactiva el rendimiento de su batería para asegurarse de que funcionará correctamente cuando sea necesario. 

El rendimiento puede verse afectado por temperaturas extremas. 

3. Rote sus Neumáticos

Sus neumáticos deben rotarse para prolongar su vida útil. 

Rotarlos equilibrará el desgaste de la banda de rodadura. 

También previene posibles problemas con el ruido y las vibraciones durante la conducción. 

Su manual del propietario le brindará información importante sobre cómo se deben rotar las llantas de su vehículo específico.

4. Verifique la Lubricación del Chasis

Consulte el manual del propietario para comprender el mejor programa de lubricación periódica para los sistemas de dirección, chasis y suspensión.

Estos componentes se someten a una gran cantidad de estrés para mantener la conducción suave. Asegurarse de que todos estén correctamente lubricados y dentro de los límites de servicio hará que duren más y evitará otros problemas. 

Cada Año 

Los elementos de mantenimiento anual generalmente incluyen lo siguiente:

  • Revisar los frenos. 
  • Revisa el filtro de aire. 
  • Comprobar anticongelante/refrigerante. 
  • Revisar amortiguadores y struts. 

1. Revise los Frenos 

Se debe inspeccionar todo el sistema de frenos para asegurarse de que esta parte importante de su automóvil funcione correctamente. 

Esto incluye las pastillas de freno, el líquido, los revestimientos y los rotores.

2. Revise el Filtro de Aire 

Consulte el manual del propietario para conocer los pasos a seguir para revisar el filtro de aire de su automóvil. 

El filtro es importante porque regula el aire que ingresa al motor y evita la entrada de residuos. 

Por lo general, deben reemplazarse anualmente. 

3. Revise el Anticongelante/Refrigerante

Por lo general, todo el sistema de enfriamiento debe lavarse por completo aproximadamente cada 60,000 millas. 

Esto lo librará de contaminantes y se asegurará de que su radiador esté lleno. Es esencial para mantener su motor a la temperatura de funcionamiento adecuada.

4. Revise los Amortiguadores y Puntales

Si nota que no es tan suave cuando conduce, su sistema de suspensión es la causa probable. 

De lo contrario, estos deben revisarse cada 50,000 millas, o lo que recomiende su manual del propietario. 

Debido a que son vitales para el sistema de dirección de su automóvil, debe hacer que un profesional realice una inspección. 

Cada 2 Años

Aproximadamente cada 2 años, es una buena idea:

  • Revisar el encendido. 
  • Compruebe el filtro de combustible. 
  • Revise el líquido de la transmisión. 

1. Verifique el Encendido

Hay muchos componentes de encendido que deben revisarse, incluidas las bujías, los cables y las bobinas de su automóvil. 

Si bien estos suelen durar hasta 100,000 millas, es una buena idea comenzar a revisar las bujías tan pronto como cada 30,000. 

Si su automóvil es áspero al arrancar o funcionar, esta podría ser la fuente del problema.

2. Revise el Filtro de Combustible 

El filtro de combustible debe reemplazarse en el intervalo sugerido por el manual del propietario. 

Por lo general, se sugiere cada 30,000 millas.

3. Revise el Fluido de la Transmisión

El fluido de transmisión asegura que las partes móviles de su transmisión se muevan correctamente. 

Se deben verificar los niveles de su líquido de transmisión y debe agregar más según sea necesario. 

Esto lo ayudará a evitar daños a su transmisión, lo que podría resultar en la necesidad de repararla o reemplazarla. 

Consulte el manual del propietario para conocer los pasos específicos a seguir.

Mantenimiento a Largo Plazo de su Automóvil.

Durante la vida útil de su vehículo, deberá realizar un mantenimiento más amplio y reemplazar algunas piezas. Algunos comunes incluyen:

  • Conseguir neumáticos nuevos.
  • Sustitución de la batería. 
  • Mantenimiento de la correa de distribución. 
  • Mantenimiento del fluido de la caja de transferencia. 
  • Comprobación del diferencial delantero y trasero. 

1. Obtenga Llantas Nuevas

Las condiciones y la forma en que conduce su vehículo determinarán la frecuencia con la que necesita cambiar sus llantas. 

Generalmente, duran de seis a diez años en total.

2. Reemplace la Batería 

Debería considerar probar su batería cada tres años. 

Deben reemplazarse cada cinco años. 

Considere revisarlo con más frecuencia si vive en temperaturas extremas, ya que esto afectará su rendimiento.

3. Servicio de la Correa de Distribución

El mantenimiento de esto variará según la marca y el modelo de su automóvil. 

Tiene una correa de distribución o una cadena de distribución, que requieren diferentes niveles de mantenimiento. 

Consulte su manual del propietario. 

4. Líquido de la Caja de Transferencia

En los vehículos con tracción en las cuatro ruedas, la caja de transferencia funciona para transferir la potencia a los ejes desde la transmisión. 

Esto requiere meterse debajo del vehículo y seguir la información específica para su marca y modelo. 

Se recomienda visitar a un profesional para esto.

5. Revise el Diferencial Delantero y Trasero

Los diferenciales delantero y trasero dividen la potencia del motor a cada una de las ruedas. 

Estos necesitan ser lubricados para funcionar correctamente. 

Un profesional debe revisarlos por usted, siguiendo las recomendaciones del fabricante.